domingo, 9 de mayo de 2010

Merece ser campeón

En un partido épico, memorable, no apto para cardíacos, el Argentinos de Claudio Borghi dio vuelta en los últimos 17 minutos un 1-3 que parecía irremontable. Aprovechando la mezquindad de los cambios de Américo Gallego, quien tiró atrás a Independiente para aguantar los últimos minutos, fue con toda la vergüenza y el hambre de campeón que se necesitan en este tipo de compromisos.

Y el resultado llegó por añadidura, porque el Bicho fue, se la jugó y no se cansó de ir hasta el arco de Gabbarini que vio por triplicado cómo la pelota lo venció para la locura de la gente de La Paternal que ahora tiene la vuelta olímpica más cerca que nunca porque Estudiantes no solo igualó 0-0 frente a Rosario Central y le cedió la punta a Argentinos, sino que su emblema Juan Sebastián Verón vio la tarjeta roja y por ende no estará en la última fecha donde el Pincha visitará a Colón en Santa Fé y entre semana tiene que visitar al Inter en Porto Alegre por la Copa Libertadores.

Con este panorama, daría la sensación que a Argentinos no se le puede escapar el campeonato luego del envión anímico que le dará sin dudas este memorable 4-3 frente a Independiente, pero por delante, en este fútbol argentino que tiene a sus vaivenes como moneda corriente, todavía tiene que superar a Huracán en el Tomás A. Ducó el próximo fin de semana.

En definitiva, la única duda a disipar es la del campeón en el Torneo Clausura, porque con el empate entre Estudiantes y Rosario Central, los Canallas acompañarán a Gimnasia y Esgrima La Plata a disputar la promoción contra el tercer y cuarto puesto del Nacional B.

1 comentario:

  1. Vamos Bicho carajo!!!! vamos a dar la vuelta una vez más!!! se viene la sudamericana tambien!!!

    ResponderEliminar