sábado, 26 de junio de 2010

España sí estará en octavos

Sin realizar un gran encuentro y ayudado por la expulsión de un jugador chileno, España certificó su pase a los octavos de final como primera de grupo, en donde se tendrá que enfrentar a la Portugal de Cristiano Ronaldo. Primero Villa desde 30 metros (a puerta vacía) y después Iniesta dejaron el partido prácticamente sentenciado. Chile presionó en la segunda parte y consiguió acortar distancias, pero con las dos selecciones ya clasificadas para octavos, nadie quiso arriesgar y el partido fue perdiendo emoción a medida que pasaban los minutos. España todavía no muestra ese fútbol ofrecido en la Eurocopa 2008 y deberá mejorar si quiere llevarse, de una vez por todas, la apuesta por un Mundial de fútbol.

Las dos Rojas del campeonato se enfrentaban en una tercera jornada más que emocionante. Ninguna de las cuatro selecciones del Grupo H tenía asegurado el pase a la fase eliminatoria, siendo Chile la que más fácil lo tenía por llegar a ese último partido con 6 puntos. El accidente frente a Suiza dejaba a España contra las cuerdas, no se podía fallar o las maletas estarían preparadas para volver a la Península Ibérica. El comienzo del encuentro estuvo marcado por la poca intensidad ofrecida por ambos bandos y por la dureza del juego chileno, selección que intentaba parar a los españoles a base de patadas, algo que le acabó pasando factura y se quedó con un hombre menos poco antes del descanso y en la misma jugada en la que Andrés Iniesta, un jugador que muchos piensan que es de otro planeta, marcaba el segundo para los de Vicente del Bosque.

España afrontaba el segundo periodo con 2-0 en el marcador y con un hombre más, lo que hacía pensar a la afición española en goleada. Nada de eso ocurrió y fue Chile la que acortó distancias nada más volver de vestuarios. En el otro partido del grupo, Suiza empataba a cero frente a Honduras y eso hacía que los helvéticos tuvieran que marcar dos goles para arrebatarle la segunda plaza a la Roja de Bielsa. A medida que pasaban los minutos y el empate sin goles se mantenía entre suizos y centroamericanos, Chile bajo el ritmo, lo mismo que hizo una selección española que no quiso gastar fuerzas en un partido hecho. Los europeos fueron bastante criticados por ello, ya que la afición siempre pide goles.

Sobre los jugadores me gustaría destacar el gran trabajo de Busquets en el centro del campo, la mala forma en la que se encuentra Fernando Torres y lo bien que le sentó en la segunda mitad la salida de Cesc Fábregas al bando español. Chile sigue demostrando que tiene mucha pólvora en ataque y una zaga muy dura, aunque en el próximo partido se tiene que enfrentar a la siempre complicada Brasil. Como ya he indicado antes, España se jugará los octavos frente a la Portugal de Cristiano Ronaldo, jugador al que le han dado cobijo en la capital española durante esta temporada. Esperemos que el luso sepa valorar la buena hospitalidad que ha recibido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario